Reformar los baños sin gastar mucho

El cuarto de baño es una de las habitaciones más importantes de la casa. Es por ello que a la hora de plantearnos unas reformas integrales debemos pensar bien qué es lo que queremos hacer y cómo hacerlo. Lo que más suele amedrentarnos es tener que iniciar una obra, levantar solería, albañiles en casa, ruido, polvo… No os preocupéis porque vamos a ver algunos consejos para remodelar el cuarto de baño sin tener que hacer obras y sin gastar mucho dinero. Empecemos:

reforma de baño por GSIconstructorajpg

  • Lo primero a tener en cuenta es qué queremos cambiar. Muchas veces nos planteamos cambios radicales y no somos conscientes de que muchas cosas son aprovechables si se encuentran en buen estado. Puede ser el caso del lavabo, el bidé o el retrete. Si no están deteriorados lo que podemos cambiar es la grifería, por ejemplo. Veremos cómo este sencillo toque convierte estos elementos en otros muy diferentes.
  • Algo parecido sucederá si cambiamos los apliques y accesorios. El porta-rollos de papel higiénico, el toallero, el vaso del cepillo de dientes… Suelen ser bastante económicos y darán un giro a la decoración de nuestro baño.
  • Cambia la cortina de ducha. Intenta que sea radicalmente distinta a la anterior de un color diferente y con dibujos o motivos alegres y coloridos. Puedes poner los accesorios que mencionábamos antes del mismo color o en uno con el que combine bien.
  • Si el problema es el espacio, coloca más espejos. Darán sensación de amplitud. ¿Te has fijado en que las tiendas de ropa más pequeñas están recubiertos de ellos?
  • Para la pared, contamos con los vinilos adhesivos. Te sorprenderás al descubrir la cantidad de formas y opciones que tienes. Son muy baratos y los hay especiales para baños con condiciones especiales para la humedad.
  • También vinilo puedes usar para el suelo. Se coloca directamente sobre el suelo que esté puesto y los hay de multitud de colores. Asegúrate que sea antideslizante. Son fáciles de limpiar y los puedes colocar tú mismo
  • También tú mismo puedes diseñar y colocar estanterías que harán que ahorres espacio y darán un toque diferente a tu baño. Puedes ponerlas de diferentes tamaños, colores y formas y una buena opción son las lacadas.
  • Sustituye la bañera por un plato de ducha. Podemos aprovechar el espacio que ésta deja y además ahorrarás agua. Es un cambio radical a muy bajo coste.